16 diciembre, 2011

Todos los sabíamos, o al menos lo sospechábamos. Esperemos que Juan escoja títulos menos rotundos para sus próximos artículos, porque en redacción no se nos ocurre nada para poner aquí.

POR FAVOR: QUE ALGUIEN ME MATE


No lo soporto más. No lo soporto más. Ha sido suficiente. Tengo que ver y escuchar la MTV porque el gimnasio donde voy ha delegado el sonido ambiente a este canal de TV.

Hace dos y tres décadas fue rompedor, innovador, ponía música por lo menos decente y visualmente se preocupaba de buscar a los artistas noveles más originales. Recuerdo un programa muy bizarro que se llamaba TV Líquida que acabaron emitiendo en TVE, y donde descubrí maravillas como Aeon Flux.

Hoy en día es una AUTÉNTICA BASURA, y ya no sólo por la SUBMÚSICA que emiten. Es que además LA REPITEN, LA REPITEN… ¿HE DICHO QUE LA REPITEN?. Y cuando digo que la repiten, es que en un año en el gimnasio, da igual a que hora vaya, ya he visto TODOS los videos unas TREINTA VECES cada uno, por lo menos. Lo peor de todo es que DESPUÉS DE UN AÑO SIGUEN PONIENDO LOS MISMOS VÍDEOS UNA Y OTRA VEZ, como en la peli de la marmota.

¿A QUIÉN LE PUEDE GUSTAR?

Me pregunto quienes son las personas que ven este canal y llego siempre a la misma conclusión: sólo lo pueden apreciar sinceramente descerebrados pubertosos pajilleros de 12 a 35 años sin acceso, pobres, al porno gratis de internet.

¿Qué tipo de efecto nocivo produce la MTV en este amplísimo sector de la población? No tengo ni idea, pero me lo puedo imaginar al echarle un vistazo a los contenidos:

CONTENIDO SONORO

Submúsica batipelágica, mayormente electrónica, de dos tipos: chumba-chungo apolillado y destrozos de aquellos temas de los 80 que entonces no tragabas, y por los que hoy, tras dos minutos de MTV, suspiras. Encima, los cantantes y cantantas —que las escogen por la talla del suje— NO SABEN CANTAR y tienen que meterles el efecto Cher para que no desafinen como gatos follando. No falla: cuanto más buena está, más electrónica la voz.

CONTENIDO VISUAL


A la par con el sonoro, usea: MÉRDICO. No entiendo como a las puertas de 2012, en el Final de los Tiempos, todavía puede sostenerse una programación basada en tíos cachas en bañador, tías monas poniendo morritos en bikini y protomovimientos criptosexuales en una especie de mundo plasticoso sospechosamente repleto de productos Apple y efectos digitales baratos.

EL TRUCO


El truco está en que no se ve nada. El día que salga un pezón en la MTV el Sol implotará. No digo una vulva o, líbrenos Dios, un pene.

DOS PERLAS


Como ya no sé que más decir de este monumento a la cultura musical más abyecta, os voy a poner dos videos de LO PEOR:

El primero es de un grupillo abominable que por lo visto es hasta famoso y todo: Los Black Eyed Peas. Sospecho que si gustan tanto es por algún tipo de epidemia de encefalopatía espongiforme que acabará con la humanidad en un par de décadas. Porque si no no se explica el mérito en el asesinato, con oprobio, de un tema de los 80 ya de por sí odioso: I’ve had the Time of my Life, famoso por la rijosísima película Dirty Dancing.

¡¡¡SHIT!!! Además del odioso y sobreutilizado efecto Cher, y la manía de hacer delirios digitales absurdos (¿A cuento de qué la gente está pixelada? ¿Es una droga nueva?), hay una cosa que no se entiende la mires por dónde la mires: está claro que la canción original te puede gustar o no, pero está trabajada. Aquí el relleno que han metido de 0:52 hasta 2:07, entre los dos estribillos de la canción original, es tan absolutamente plano, sin vida, sin gusto, sin melodía, sin armonía y sin NADA —sin nada no, que hay un pitido psicodélico bastante desagradable— que uno se pregunta… ¿no tendrán músicos en la Universal que compongan y hagan cosas musicales de músico, tipo música?

El segundo es incluso peor que el anterior, tanto musicalmente como ideológicamente. Uff. El video consiste básicamente en un montón de plebe orgasmando en la pista de baile mientras rinde pleitesía mística a un DJ. ¿Toda la tontería del DJ como sacerdote viene de estos vídeos idiotas? ¿Nadie le ha explicado a los niños que un DJ es un tío que pone discos? Vale que los habrá mejores y peores, pero de ahí a hacer un culto con ellos… Y más cuando el DJ es un COMPLETO NEGADO MUSICAL. Play.

¿ALGUIEN PUEDE IR A BUSCAR A DJ TIESTO A SU CASA Y DARLE UNA PALIZA? De 1:20 a 2:12 se puede apreciar perfectamente como EL GRAN DJ NO SE HA DADO CUENTA de que Adagio for Strings de Barber NO UTILIZA UN COMPÁS APROPIADO NI PARA EL TECNO NI EL HOUSE. Por eso suena tan renqueante, falto de gracia y de todo lo que hace bella a la pieza original. A la MTV de cabeza, que allí no tienen criterio.

EN DEFINITIVA

Creo que el año que viene voy a dedicarme a la natación. Mientras tanto, terapia.

4 comentarios Ir al formulario  RSS de estos comentarios Trackback URL

Yo soy un músico extremadamente mediocre y aun así creo que sería capaz de hacer cosas bastante mejores que cualquiera de las dos que has puesto.

He estado mirando en la wiki el primer tema, que es especialmente sangrante, y parece ser que el “grupillo abominable que por lo visto es hasta famoso y todo” ha sido NÚMERO 1 EN MEDIO PLANETA CON ESA BASURA DE CANCIÓN. El cacho que dices, hasta cuando entra la tía teletransportada, está hecho con SÓLO DOS notas: si y si bemol.

Flipo, flipo, flipo… mira que hay dinero además.

Comment by Alberto V. Miranda — 25 diciembre, 2011 @ 17:39

Ya…la eterna pregunta..¿El gusto de la gente determina los contenidos de los medios o son éstos los que moldean los gustos del espectador?

En un mercado -el musical- en el que gracias a la tecnología actual la oferta es inabarcable los medios de masas siguen apostando por productos de calidad infame. En parte debe de tener que ver con la aversión al riesgo -la producción, el envase y el sonido cuentan más que el contenido y éstos son más fáciles de garantizar-.

Aún así…

Paradógico y desconcertante

Comment by Ninyure — 27 diciembre, 2011 @ 14:45

¿Aversión al riesgo? Debo reconocer que ya me he puesto el primero de los vídeos unas cuantas veces intentando determinar lo que había en el conjunto de cabezas pensantes que acabaron dando forma a ese producto y, desde luego, aversión al riesgo no tienen.

No lo tienen desde el momento que están invirtiendo MILLONES en comprarle un traje (video, marketing, etc…) a un subproducto musical tan infame, malo, deslabazado e incoherente. Si yo hiciera vídeos y me vinieran a pedir que creara uno para esa canción tan mal, me lo tendría que pensar muchísimo.

A tu pregunta me atrevería a decir, basado en mi experiencia: la masa escucha lo que le ponen. Ergo, son los medios los que determinan los gustos. Si no, un negocio como los 40principales no se sostendría en absoluto.

Comment by Alberto V. Miranda — 27 diciembre, 2011 @ 18:07

Leo este engendro y por defecto profesional busco algo de su ‘creador’…tras leer que es un investigador de la Universidad de Oviedo me asaltan dos cuestiones: o bien el perfil es falso, o es el ejemplo perfecto de que la Universidad en nuestro país es un nido de mediocridad.

Que la MTV es una mierda es algo que todo el mundo sabe, ahora bien, el autor del post miente al afirmar que hace tres décadas daban buena música…¿buena música? Para empezar cualquiera que tenga una cultura musical básica sabe que la década de los 80 -cuando surgió la MTV- fue un auténtico desierto, musicalmente hablando.

El autor también miente al decir que no conoce a los Black Eyed Peas, sino lo hace, demuestra su nivel musical. En la actualidad no conocer a este grupo -personalmente me parece una mierda, pero lo conozco- es como decir que ves cine actual pero no conoces quien es Quentin Tarantino….

Comment by Universidad en llamas — 16 octubre, 2012 @ 11:24

Deja un comentario

(requerido)
Si te ha gustado este artículo, puede que te interese también
26 abril, 2012
Gestionar un personaje de ficción no es tarea fácil: intereses de todo tipo, a veces ocultos a los ojos del público, condicionan su historia. Sólo así se explica una trayectoria como la de Superlópez.
13 enero, 2012
Es probable que el odio a Amenábar se convierta en deporte olímpico cuando saque su próxima película. Mientras tanto, aquí ya entrenamos desde hace tiempo.
 
Astropuerto es una revista online fundada en 2011 y coordinada por Alberto V. Miranda.

Esta revista es plural y respeta la libertad de expresión de sus autores y colaboradores; en ningún caso se responsabiliza de la información y opiniones expresadas por estos.

Cada artículo aquí publicado es propiedad de su autor o autora y no puede ser reproducido sin permiso explícito por escrito.
Facebook Way of Living  
Política de Cookies

Astropuerto funciona con WordPress

Tema visual 'Astropuerto' creado por Voet Cranf

Contacta con nosotros por email