19 septiembre, 2011

Si la actual crisis ha servido para algo, es para que todo el mundo se haga su pequeño máster en Economía. Lo que no se suele contar es que el actual estado de cosas ha sido consistentemente pergeñado delante de nuestras narices a lo largo de tres décadas. He aquí la indignante historia de como, poco a poco, el poder financiero ha arrebatado la soberanía a las democracias occidentales.

Supongo que ya os habréis enterado todos de la gran noticia: ¡El PP y el PSOE han decidido fusionarse para formar el PNPSE!

Ahora queda plantearse… ¿por qué no ha ocurrido antes?

La respuesta en el fondo es muy sencilla, pero es necesario extenderse un poquito y echarle un vistazo al libro de Historia.

Vuelta a los 80

Desde que la derecha se reinventara a sí misma a principios de los 80 encabezada por un Reagan y una Thatcher intentando convencernos de que existía algo llamado Efecto Derrame (por el cual se establece que cuantos más ricos los ricos, más dinero llueve sobre los pobres) la cosa ha ido rodada.

El principio real subyacente era evidente: Elimina la intervención del Estado en la Economía y que el Dinero ponga a cada uno en su sitio. ¿De qué otra manera se podría arrebatar poder a los trabajadores para transferírselo a los que tienen el capital?

Obviamente la cosa cantaba de lejos y no había manera de proclamar algo así sin ponerse colorao. Había que sofisticar la cosa, lo que ocurrió de muchas maneras a lo largo de muchos años. Paso a detallar algunas:

Ensalzamiento del Capitalismo como Única Verdad

Cuando el bloque soviético implotó, la principal y casi unica reflexión que se consintió decir en público fue: Esto es la demostración de que el Comunismo no funciona y que el Capitalismo es el único modelo viable. La conclusión sería válida si la URSS fuera comunista. Pero no: era una gerontocracia especialmente corrupta. El Comunismo en Rusia ya había desaparecido en los años 30, no nos engañemos.

Dentro del peloteo subsecuente se agradeció la caída del muro a tres personajes, por otra parte bastante desagradables, con una afirmación algo así como: Reagan, Thatcher y el Papa fueron los auténticos responsables de la caída del Muro de Berlín. Obviamente esto es una sandez: Fue la Thatcher solita y además lo hizo a pollazos.

Fukuyama y el Fin de la Historia

¿Pues no llega este memo y declara que el Homo Capitalistus es el culmen de la Evolución Darwiniana, el Punto Omega de Chardin?

La afirmación no merece más comentarios, aunque sí cierto reconocimiento; El Sr. Fukuyama, tras comprobar en Septiembre de 2001 que a la Historia le había dado por volver a las andadas, vaga desde entonces por el mundo arrepintiéndose mucho de la tontería que había dicho.

¡Fanáticos!

Durante la Guerra Fría el enemigo estaba claro: una gente de la estepa que comía embutido de niño, polvorones y ensaladilla a todas horas. Y claro, perder a un enemigo tan cordial así como de repente obliga a buscarse otro. Y si tiene petróleo, mejor que mejor.

Como ya se ha hablado hasta la saciedad del asunto del terrorismo islámico, las mentiras de Iraq, etc…, etc… en aras a la brevedad me limitaré a reseñar que este supuesto fanatismo musulmán en realidad no es más que el reflejo de otro fanatismo. El siguiente:

¡Dios! ¡Patria! ¡Propiedad Privada! (no en ese orden)

Un Presidente meapilas es una de las peores cosas que puede haber, especialmente si, en el fondo, lo que es sencillamente es Tonto a secas. Ocho largos años le sufrimos.

Pero, precisamente coincidiendo con el auge del terrorismo islámico en la primera mitad de los 90, surgió en el corazón del pensamiento Neocón el pensamiento fariseo/calvinista por excelencia: Dios quiere el Capitalismo. Y de hecho ese fue el núcleo del programa republicano en las elecciones USA del 92, a pesar de que el propio Bush (padre) no se encontraba agusto haciendo el papel de salvador de los hombres. Y aunque ganó Clinton con mucha naturalidad, el Neo-cristiani-conismo no dejó de avanzar durante la década hasta alcanzar el climax con el 11S, catalizador de todo.

No es de extrañar que la España Nazional-Católica, que todo este tiempo tuvo y tiene la sarten por el mango, abrazara el neoliberalismo con tanta efusión. No olvidemos que España tiene el orgullo de ser la cuna del Opus Dei, que en latín significa Por el Dinero Hacia Dios.

Y hete aquí que, llegado este punto, ya hemos convertido un pensamiento de carácter puramente económico en la Religión oficial del fariseo de estos tiempos. ¿Es esta la Congregación de Laodicea de la que se habla al principio del libro del Apocalipsis?

Y la Izquierda… ¿Qué hizo?

En el escenario que estoy describiendo se comprueba que los movimientos de los poderosos, desde todos los frentes, fueron preparando a lo largo de los años el escenario para imponer su modelo neocón.

¿Cómo respondió la supuesta Izquierda? El profundo retroceso social que trajeron los gobiernos neoliberales de la Thatcher y Reagan fue escandaloso, aunque aquí en España quizás nunca nos hemos dado cuenta de ello porque no estuvimos allí. Pero estos individuos fueron reelegidos… ¿Por qué?

Los pelotas de turno dicen que por su carisma. Yo no sé qué cojones de carisma se le puede encontrar a un simplón y a una arpía como los descritos. ¿Tiene carisma la Aguirre? No precisamente, y se la reelige año tras año.

El motivo real es otro, y esto que voy a contar no es mío, sino de un señor al que le dieron el Nobel por decir esto mismo. Se resume en que cuando existen grandes desigualdades sociales, pero a la vez existe la promesa de la oportunidad de ascender de clase, la clase media apoya a la clase alta porque en el fondo aspira a estar como ella: Si a los de arriba les va bien, cuando yo suba también disfrutaré.

Homo homini lupus

Pregunto a los mayores… ¿os acordais cuando los yuppies eran el modelo a seguir? A los jóvenes les explico: los yuppies eran los ejecutivos agresivos de los 80, que se forraban jugando a la bolsa y tenían un Ferrari de cada color. El hecho de que ganaran dinero siendo, básicamente, unos hijos de puta no era un obstáculo para que se constituyeran en modelo de vida a admirar e imitar.

Y es que el gran problema del Esclavo es que no quiere ser Libre: quiere ser Amo. Amo que desprecia, pero al que también envidia. No sin razón se dice que la Envidia es el pecado capital más estúpido, pues es el único que no se disfruta.

¿Y qué pasó con la gente “normal”, la que se limita a llegar a fin de mes? ¡Televisión! ¡Show Business! ¡Fútbol, mucho fútbol! De hecho, no sé que haces leyendo este artículo si en algún canal están echando el Partido del Siglo de esta semana.

Si a este adocenamiento (predicho ya por McLuhan desde muchas ópticas) le unimos el convencimiento inexorable, que sólo ahora se resquebraja, de que el tiempo de las revoluciones ha pasado (de nuevo Fukuyama), la pasividad y la resignación quedan como única opción. Además, si a los poderosos les va cada vez mejor… ¿será que tienen razón?

Acabar de joderla o la Tercera Vía

Hete aquí que ya estamos a mediados de los 90. Los socialismos y comunismos están corruptos, muertos o pasivos. Los medios, controlados por los de siempre, aprietan. La solución es… ¡tachán! ¡Tony Blair!

Llega este señor y, en el congreso de su partido dice algo así como que, bueno, que a lo mejor había que dejar de condenar el capitalismo desde la izquierda y que había que alcanzar una solución de compromiso, una especie de Capitalismo Social.

Como es natural, los aplausos fueron atronadores; tan fuertes que a los presentes se les caían las tarjetas de crédito del bolsillo de su traje de Armani; y hasta a una mujer se le rompió la manga de su abrigo de visón, así de vivo era su entusiasmo.

Tony Blair y el Nuevo Laborismo triunfaron. Tanto, que se convirtió el modelo a seguir por los socialismos europeos. Incluido el español. Así tenemos a un Zapatero que, al llegar al poder, no cambió la política económica en lo más mínimo.

ZP, la esperanza roja

Si la memoria no nos falla, podemos recordar que después de su reelección, los medios conservadores, requeterrabiados, le acusaban de todo: que si radical, que si no se qué. ¿Cómo que radical? En todo caso se le puede calificar de Centro Ultraconservador, y gracias. Bien es cierto que tomó la política social como la supuesta prioridad, pero a la hora de verdad las medidas tomadas fueron, sin más, populistas.

El matrimonio homosexual, por ejemplo, estuvo pero qué muy bien, y así lo pienso sinceramente. Pero, ay, en el fondo fue gratis. ¿El regalo de 400€ de la declaración de la renta? Mero populismo. Y en esta ocasión, no sólo no fue gratis, sino que en el fondo no cambió nada. Bueno, sí. Mucha gente salió de cena y las arcas del estado tuvieron sitio para criar más arañas.

Ojo, que nos estamos acercando a la clave: la política económica de Zapatero fue continuista con respecto al anterior ejecutivo. Y esta tendencia no fue exclusiva de España.

He aquí el primer triunfo efectivo dentro del proyecto neocón: el bipartidismo clásico izquierda-derecha se convirtió en bipartidismo capitalismoprogre-capitalismofacha. Y así, en esta decada pasada, las democracias occidentales llegaron al summum de la libertad: puedes votar al dinero o al dinero. ¡Elige!

¡A forrarse!

Mientras todo esto ocurría, la Economía Virtual fue, poco a poco, desplazando a la Economía Real. Hasta el punto de que más del 90% de las operaciones de bolsa se convirtieron en meramente especulativas.

Desde el triunfo del yuppismo en los 80, quedó muy claro que la manera de ganar dinero no era trabajar o montar una empresa. Especular. Esa es la clave. Compras por la mañana y vendes por la tarde.

Pequeño Problema

Cuando una persona compra por la mañana, digamos, 10 millones, y por la tarde vende en 11 millones, vemos que efectivamente, esa persona ha ganado 1 millón de pesetas mientras dedicaba el día a tocarse los cojones. Qué envidia, ¿no? ¿Cuál es el problema?

El problema es que ese millón de pesetas sólo tienen valor si:

  1. Al final del hilo tenemos a un currito deslomándose para que con el sudor de su frente y el producto de su trabajo, ese millón en papel tenga una equivalencia en riqueza real, de la que se ve y se toca. En este escenario, ese especulador le ha robado la vida y la energía al currito.

  2. Al final del hilo hay otro elemento parecido al que había en el principio. En ese caso, el valor de ese millón de pesetas se adquiere a base de robarle 0,000000001 céntimos al resto de billetes en circulación. Ese especulador le ha robado un poquitín a todo el mundo.

Pero para el especulador el problema es otro: Hace falta que rule el dinero.

Compre hoy, Pague mañana

El gran problema del dinero es no tenerlo. Pero eso no es tanto problema, dicen los bancos centrales. Mira, yo imprimo unos billetes que no valen nada, te los dejo ahora para que los fundas y luego, curras como un perro durante años para darles el valor del que carecen ahora mismo, y me los devuelves. Tú no te preocupes de nada. Además, te lo voy a dejar a un interés muy bajo.

¡Bieeeen! ¡La economía crece! ¿Se pensaban que arrebatar el poder adquisitivo a los trabajadores iba a ser un problema? ¡Sólo hace falta endeudarlos!

Especulación Inmobiliaria

Volvamos a los 90. Concretamente a mediados. Repasemos. Se ha caido el Muro, Dios quiere a los ricos, El Sr. Blair enuncia la Tercera Vía, Doctor en Alaska nos entretiene y el capitalismo se convierte en la única opción en los bipartidismos democráticos de Occidente… ¿Qué era lo siguiente? Ah, sí. Forrarse.

Y como el tema de la especulación inmobiliaria es de plena actualidad y ha sido sobradamente comentado, no me voy a extender en él. Total, ya ha reventado, porque…

“El Sistema Sólo Tolera Cierto Grado de Abuso”

Según la peli de Oliver Stone, esto se lo dijo un asesor a Nixon en un momento en el que a este ya se le estaba yendo la pinza. ¿Fue cierto o no? No lo sé, pero, ¡qué gran verdad!

Efectivamente, el Sistema comienza a hacer aguas, mayores y menores. Ya no hay paripé que valga, ya no hay monserga que sostenga. Se acerca el momento en el que el Dios Dinero debe dejarse de paños calientes, debe desnudarse, por fin, y dejar de ocultar sus vergüenzas de una vez.

Afortunadamente lo hace en un momento en el que, como ya conté, las democracias de occidente han degenerado en bipartidismo capitalismoprogre-capitalismofacha. Entonces… ¿para que perder más tiempo? ¿No es mucho más fácil fusionarse, como hacen los bancos? Total, los partidos ya no mandan, los gobiernos ni pinchan ni cortan y el Capital es el único amo: Es a la vez problema y solución, misericordia y severidad, alegria y tristeza. Es el Tao… ¿para qué seguir con milongas?

¡Vote! ¡Hace Falta!

¿Quiere Vd. dinerito? Vote al PNPSE. No se corte, cante con nosotros: El Partido Único es Kojonudo. Además, a cada currante que se acerque a una urna, le regalaremos un bote de vaselina y un home cinema.

No hay comentarios Ir al formulario  RSS de estos comentarios Trackback URL
Deja un comentario

(requerido)
Si te ha gustado este artículo, puede que te interese también
27 septiembre, 2011
ROMÁN: Inventen, pues, ellos y nosotros nos aprovecharemos de sus invenciones. Pues confío y espero en que estarás convencido, como yo lo estoy, de que la luz eléctrica alumbra aquí tan bien como allí donde se inventó. SABINO: Acaso mejor. Miguel de Unamuno en "El pórtico del templo"
25 marzo, 2012
En los medios tradicionales se habla de la crisis en términos globales y de los mercados en abstracto. Quizás nos estemos mirando demasiado al ombligo y no nos demos cuenta de que en el resto del mundo las cosas no se ven igual, y que detrás de los mercados también está nuestra propia indolencia.
25 octubre, 2011
Parece un chiste pero no lo es: un hombre que no sabe de lo que habla se ha convertido en una referencia intelectual a nivel nacional. Si Ortega y Gasset levantaran la cabeza, llamarían a Ramón y Cajal para, entre los cuatro, poner a este personaje en su sitio.
 
Astropuerto es una revista online fundada en 2011 y coordinada por Alberto V. Miranda.

Esta revista es plural y respeta la libertad de expresión de sus autores y colaboradores; en ningún caso se responsabiliza de la información y opiniones expresadas por estos.

Cada artículo aquí publicado es propiedad de su autor o autora y no puede ser reproducido sin permiso explícito por escrito.
Facebook Way of Living  
Política de Cookies

Astropuerto funciona con WordPress

Tema visual 'Astropuerto' creado por Voet Cranf

Contacta con nosotros por email